Ortodoncia

© Clínica Dental Borrás

La sonrisa es importante en las relaciones sociales. Unos dientes apiñados, mal alineados o solapados pueden llegar a comprometer el aspecto general de la persona. Pero más allá de los aspectos estéticos, una mala posición dental puede acarrear los siguientes problemas:

1) Incorrecta higiene ya que, será más difícil acceder a ciertas zonas mediante el cepillo y la seda dental.
2) Acumulación de restos alimenticios en zonas retentivas que no debieran existir con la consiguiente aparición de caries y problemas periodontales.
3) Dificultad durante la masticación ya que los dientes no engranan correctamente.
4) Dolencias en la articulación temporomandibular.

La ortodoncia, que puede realizarse con aparatología fija o removible, llevará los dientes a su posición ideal. La elección del tipo de ortodoncia no depende del paciente sino de las necesidades de su boca y se puede realizar durante la infancia, la adolescencia, así como en la edad adulta, dependiendo de cada caso individual.