Prótesis parcial fija implantosoportada 3.5-3.7 tras fracaso de la prótesis dentosoportada

Clínica Dental BorrásImplantología PrótesisPrótesis parcial fija implantosoportada 3.5-3.7 tras fracaso de la prótesis dentosoportada

Hasta que la implantología no se hizo más popular, el tratamiento más utlizado para la sustitución de un diente unitario era la prótesis fija dentosoportada de tres piezas. Estas prótesis satisfacen los criterios de contorno normal, comodidad, función, estética, dicción y salud. Debido a estos beneficios, las prótesis parciales fijas dentosoportadas han sido el tratamiento de elección durante las últimas décadas. A pesar de las innumerables ventajas de estas prótesis (tiempo, coste, sencillez, etc.), la vida media suele ser de 10 a 15 años. Las complicaciones biológicas más habituales son la caries, fracaso endodóntico o fractura de los dientes pilares, que conllevan el fin de la prótesis. Es por ello que, actualmente, el tratamiento de elección para reponer los dientes ausentes es la prótesis implantosoportada. Ésta presenta las ventajas de no requerir tallar dientes adyacentes (menor riesgo de caries, endodoncia y fractura), psicológicas e higiénicas.

A continuación se presenta el caso de una mujer de 78 años de edad a la que le fracasó su prótesis dentosoportada 3.5-3.7 tras 15 años de función. El motivo fue la fractura de sus dientes pilares, ambos con tratamiento endodóntico. Se decidió extraer dichos dientes y sustituirlos por dos implantes. Posteriormente se hizo una nueva prótesis fija, esta vez implantosoportada. El resultado fue un éxito.

Fractura de los dientes pilares de la prótesis fija dentosoportada tras 15 años de función

Implantes colocados como pilares de la futura prótesis parcial fija

Pilares de cicatrización de los implantes colocados en posiciones 3.5 y 3.7

Puente implantosoportado 3.5-3.7